Noelia Tadeo Garrido

Carrión de los Condes, un lugar con encanto


El Camino de Santiago cruza en su recorrido la parte norte de España. A su llegada a la Provincia de Palencia tiene una parada obligatoria en la antigua ciudad medieval Carrión de los Condes.  Además de ser el centro del Camino francés, este pueblo posee un extenso patrimonio monumental, donde cabe destacar el friso románico de la iglesia de Santiago.

Ser el centro geográfico de peregrinación a Compostela convierte a este municipio palentino en un paso de peregrinos y de gente de todo tipo, al igual que de cualquier parte del mundo. Es más, por sus calles han paseado personajes ilustres a lo largo de la historia, como los Condes e Infantes de Carrión, el Marqués de Santillana, el poeta judío Sem Tom y el obispo Miguel de Benavides, fundador de la Universidad de Santo Tomás de Manila, entre otros.

Carrión de los Condes. Foto: Wikipedia

Carrión de los Condes. Foto: Wikipedia

Carrión cuenta con título de ciudad desde la época medieval, allá por el siglo XI. Entonces, era conocido por el nombre de Santa María y se ha identificado con la antigua Lacóbriga, una de las ciudades que aparece en los itinerario romanos y que se vio implicada en las guerras pretorianas del siglo I a. C. Varios restos arqueológicos hallados en la localidad confirman que fue un asentamiento de mansiones y villas romanas bajo-imperiales.

La ruta por los monasterios y conventos que recorre la provincia palentina también tiene otra parada aquí. El pasado y el presente de la vida monacal se juntan en una sola ciudad para mostrar un gran patrimonio artístico. El primer lugar al que se dirigen los ojos del visitante es el Claustro de San Zoilo. Está ubicado en el Monasterio que recibe el mismo nombre y que en parte alberga un hotel. Se trata de un claustro de estilo plateresco y una obra única en su género. En el mismo monasterio se pueden observar los sarcófagos de los condes de Carrión junto con otros vestigios del románico. La datación del monasterio ronda los siglos XI y XVI, pero según Ambrosio Morales su fundación es anterior al año 948. Originalmente estaba dedicado a San Juan Bautista y al estar levantado en el Camino de Santiago, se caracterizó por permitir a los peregrinos el consumo de pan y vino. Esta causa benéfica ayudó en el auge del monasterio.

Otro motivo de visita es el Real Monasterio de Santa Clara, monumento artístico desde 1991. Actualmente y durante la temporada navideña alberga una colección de belenes, es una muestra a nivel nacional e internacional que se celebra desde el año 2004. Asimismo, conforma un museo donde se exponen piezas escultóricas religiosas de Gregorio Fernández, además de otras piezas litúrgicas. En el interior de monasterio destaca un crucifijo datado en el siglo XV del retablo rococó de la nave Evangelio, un cuadro de la Virgen del pintor vallisoletano Valentín Díaz, una Virgen con el Niño del siglo XIII y una pintura del milagro de Carrión con los toros que libraron de los moros a las doncellas.

Busto de Íñigo López de Mendoza, Marqués de Santillana, en Carrión de Los Condes. Foto: Wikipedia

Busto de Íñigo López de Mendoza, Marqués de Santillana, en Carrión de Los Condes. Foto: Wikipedia

De las iglesias que podemos encontrar en Carrión sobresalen la Iglesia de Santiago, ya mencionada; la iglesia de Santa María del Camino, con su importante portada románica y la de San Julián. Además, es necesario citar las ermitas de la Virgen de la Piedad, de la Cruz y de San Juan de Cestillos. Muy cerca del municipio, también, se encuentran las ruinas del Monasterio de San Salvador de Nogal de las Huertas. Durante el siglo XIV alojaba el barrio judío más importante de Palencia, en el cual destacó el rabino Don Sem Tob, autor de los “”Proverbios Morales”.

En el casco urbano nos encontramos con las casas arquitectónicas, como el Palacio Gótico, la casa del Marqués de Santillana, del Balcón esquinado, del Águila, de las Lomas, entre otras. Se trata de edificios que muestran en su fachada motivos arquitectónicos destacados, como pueden ser escudos. Del mismo modo, su construcción es llamativa y de épocas pasadas.

Todos recordamos el programa de verano de TVE Gran Prix en el que cada día participaba un pueblo en sus pruebas. La memoria puede fallar y que no recordemos a sus ganadores, pero en efecto, Carrión de los Condes fue uno de los ganadores en el año 2005.

Como ocurre en casi todos los pueblos de España, las fiestas patronales son un evento destacado e importante.  Se festeja con verbenas, competiciones y la procesión al santo. En este municipio se celebran dos fiestas: San Zoilo y Nuestra Señora de Belén. El 27 de junio es el día de San Zoilo, el patrón de la localidad, pero la celebración se traslada al penúltimo lunes de agosto. Nuestra Señora de Belén tiene su festividad el 8 de septiembre. Durante estas fiestas se celebra el tradicional «Voto de la Villa» por parte del alcalde y la procesión de la Virgen acompañada por la cofradía de Pastores.

Y aunque la parada a Carrión sea breve, después de haber visitados sus monumentos más famosos, no podemos dejar la ciudad sin probar alguna de las sugerencias culinarias que ofrecen sus bares y restaurantes, entre las que destacan la menestra, las sopas castellanas o el lechazo asado.

 Noelia Tadeo (@noe_dsc)

Anuncios

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s